La tabla que no puedes olvidar

Te vamos a contar una serie de cosas que te ayudarán a planificarte mucho mejor en la cocina, y que además te garantizar que vas a usar tus electrodomésticos de manera mucho más eficiente. Y así conseguirás ahorrar en tus facturas de la luz. ¿Te apuntas a seguir nuestros consejos? ¡Apuesta por un mundo más eficiente!

Frigorífico, lavadora y lavavajillas. Oro, playa y bronce del consumo de electrodomésticos en tu hogar. Lo dice el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) y también están de acuerdo desde la Asociación Nacional de Fabricantes e Importadores de Electrodomésticos (ANFEL). Como ya hemos dicho desde el blog en alguna ocasión, pasan los años y ningún electrodomésticos es capaz de destronar al frigorífico, quiza porque puede llegar a pasar todo el año enchufado.

Tabla de gasto por electrodomésticos

Según los datos más recientes que ha publicado ANFEL, estos son los porcentajes de consumo de los electrodomésticos que tienes en la cocina:

  • Oro: frigorífico, con más de un tercio del consumo total.
  • Plata: lavadora, con un 11,8% del consumo total.
  • Bronce: horno, que consume hasta un 8,3% de lo que pagas en tus facturas de la luz.
  • Medalla de chocolate: lavavajillas, capaz de merendarse el solito hasta un 6,1% del gasto total de los electrodomésticos.

Muy por detrás se sitúan las placas de cocina, que cada vez son más eficientes, o las secadoras, con un índice de penetración en nuestro país que, por sorprendente que parezca, todavía no es muy relevante. Bien usada, la secadora no consume muchos más recursos que, por ejemplo, el conusmo fantasma o de standby.

Datos interesantes a tener en cuenta

De todo lo que podemos decir a la hora de gestionar nuestros electrodomésticos, uno de los datos que más puede sorprender es que hay algunos aparatos que apenas tienen influencia en la factura de la luz. La campana extractora, por ejemplo, si se mantiene en buenas condiciones, supone una parte mínima de las facturas. “La incidencia de este electrodoméstico en el hogar lo hace prácticamente imprescindible desde hace algunos años, si bien su consumo energético no es representativo por utilizarse apenas”, aseguran desde el IDAE. Como solo se utiliza para cocinar, lo recomendable es tener bien limpios los filtros para que la campana no pierda nada de eficiencia por el camino.

A la hora de planificar el uso que le vas a dar a la cocina, sí que combiene tener en cuenta que el horno es uno de los electrodomésticos que más se puede aprovechar de una sola vez. Si tienes un menú semanal puedes ver de un solo vistazo qué platos requieren horneado, y así solo necesitarás encenderlo una vez. Recuerda que los modelos actuales permiten cocinar varios platos dentro sin transferencias de olores o sabores, y que NO es necesario precalentarlo si las cocciones son SUPERIORES a una hora.

“Hay que desterrar el mito de que siempre se debe precalentar el horno”

Responsabilidad eficiente

Otro dato muy interesante que puedes tener en cuenta en tu planificación: utilizar el microondas “supone un ahorro de un 60% de energía” con respecto a los tradicionales. Las mismas fuentes que hemos venido citando confirman que este electrodomésticos está presente en 3/4 partes de los hogares españoles, aunque en la actualidad sigue sin dispones de etiqueta energética. “Lo más interesante es la versatilidad de sus funciones: descongelación, calentamiento, cocción…”, matizan. De todo lo destacable, además de que ahorra más de la mitad de energía que un horno, es la rapidez, cosa que seguro que has experimentado en más de una ocasión.

Pero no siempre hay que utilizar el horno o el microondas. La placa de cocina es otro elemento muy presente en la planificación semanal de comidas. Casi todos los platos pasan por ahí. De todos los modelos que puedes elegir, sin duda recomendamos las de inducción, que consumen “un 20% menos de electricidad que las vitrocerámicas convencionales”, aunque otras fuentes aumentan esa cifra.

De cara a planificarte de forma eficiente, estos son unos buenos consejos para poner en práctica:

  • Utiliza los recursos por orden de prioridad: microondas, olla a presión y horno. De esta forma estarás optmizando el consumo de luz.
  • Cuando cocines con placa, intenta que el fondo del recipiente sea superior al de la zona de cocción. Así consigues que no haya fugas de calor.
  • ¡La importancia de las tapas! Pasan desapercibidas en nuestra vida diaria, pero cocinando con la tapas puestas se puede ahorrar un 25% de energía.

Una vez que ya has leído todo este artículo, ¿te hemos dado alguna buena idea para planificar mejor tus comidas?

  • Añadir un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies