Los que más consumen en la cocina

Hoy día, una de las cosas que más asusta y que más preocupa en la mayoría de los hogares, es la llegada de la factura de la luz. Tenemos auténtico pavor a este momento ya que hemos dado por hecho, como si fuese inevitable, que su importe va a ser desmesurado.
Normalmente lo acusamos al precio elevadísimo de la luz, pero lo que pocas veces tenemos en cuenta, es que podemos ahorrar en nuestra factura conociendo los consumos eléctricos de los electrodomésticos.
Bueno, en realidad no sólo basta con conocer su consumo, sino que es el primer paso para ayudarnos a hacer un mejor uso de los mismos y conseguir así reducir el importe de nuestra factura.

En primer lugar, como os decía, es muy importante saber lo que consume cada aparato eléctrico que tenemos y para ello, os voy a dar unos datos sobre los consumos de nuestros electrodomésticos:

  • Frigorífico: El electrodoméstico que más consume en nuestra casa es sin duda el frigorífico. En primer lugar porque es un aparato que permanece conectado a la luz y en funcionamiento las 24 horas del día y todos los días del año. Sin descanso. Su consumo supone aproximadamente el 30% del gasto total. Esto traducido a kilovatios serían unos 1200 kW/h
  • Televisión: Cada vez son más las cocinas que cuentan con un televisor, y debéis saber, que este electrodoméstico es el segundo en mayor consumo eléctrico, gastando aproximadamente un 12% de la energía total, lo que supone alrededor de los 260 kW/h
  • Lavadora: La lavadora es también uno de los electrodomésticos a los que mayor uso damos. Es frecuente es muchos hogares ponerla más de una vez al día. Consume el 11,8% de la energía total, unos 255 kW/h
  • Horno: El consumo del horno supone un 8,3% del total.
  • Lavavajillas: El lavavajillas consume alrededor del 6,1% de la energía total que se consume en el hogar, es decir unos 246 kW/h

Evidentemente la lista de electrodomésticos es mucho más amplia, pero estos serían por decirlo de alguna manera, los que más consumen en nuestra cocina, y por ende, en nuestro hogar.

Cómo ahorrar en el día a día

Consumo electrodomésticosY ahora, sabiendo estos datos, ¿qué podemos hacer para ahorrar en nuestra factura?
Pues es muy sencillo. Lo que debemos hacer es optimizar el uso de nuestros electrodomésticos. El primer paso sería comprar electrodomésticos de eficiencia energética  A+++, pero si eso no es posible, porque tus electrodomésticos no tienen esa eficiencia y de momento no vas a cambiarlos, puedes seguir algunas pautas que también pueden ayudarte a que tu factura no sea demasiado elevada.

Por ejemplo, en el caso del frigorífico, puedes optimizar su uso evitando abrir la puerta constantemente y mucho menos, mantenerla abierta durante demasiado tiempo. Esto hace que la temperatura del interior del frigorífico se desestabilice al entrar la temperatura ambiente de la cocina, y luego necesite gastar más energía para volver a su temperatura adecuada. También es importante que nunca metas alimentos recién cocinados o calientes. Y por último, procura no instalarlo cerca de fuentes de calor.

Respecto a la televisión, una forma de conseguir reducir su consumo es escoger televisiones con tecnología LED, puesto que consumen un 25% menos que las pantallas de LCD y un 40% menos que las de plasma.

Para ahorrar con el uso de la lavadora, es conveniente no ponerla a media carga, sino esperar a que el tambor esté lleno, eso sí, nunca en exceso. Algo importante es utilizar siempre que puedas ciclos de lavado con agua fría, ya que la mayor parte de energía que consume una lavadora, la gasta calentando el agua.

Con el lavavajillas ocurre un poco lo mismo. Lo más aconsejable es utilizar ciclos cortos con temperaturas no muy elevadas, y aprovechar al máximo la carga del electrodoméstico.

Con el horno, el consejo para ahorrar es parecido al del frigorífico. Evita abrir constantemente la puerta, y no uses la excusa de que es para ver cómo va el guiso. Todos los hornos tienen un cristal a través del cual puedes observar todo el proceso de cocción sin necesidad de abrir la puerta.

Consejos para aliviar tu factura

Como ves, siguiendo unos sencillos consejos y tomándolos como hábitos en nuestro día a día podemos conseguir optimizar al máximo la energía consumida por nuestros electrodomésticos. Es evidente que no podemos reducir totalmente su consumo, ya que a día de hoy, no existen electrodomésticos que funcionen sin electricidad, pero sí podemos hacer que el uso responsable de los mismos, nos ayude no solo a ahorrar en nuestra factura, que ya es algo importante, sino a contribuir también a mejorar nuestro medio ambiente.

  • Añadir un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies